viernes, 7 de mayo de 2010

137. Manos


“Todas las historias son también historias de manos, manos que agarran, que sopesan, que señalan, que unen, que amasan, que enhebran, que acarician; manos abandonadas en el sueño, manos que cortan, que comen, que limpian, que tocan música, que rascan, que pelan, que se aferran, que aprietan un gatillo, que se cruzan.

Te estoy escribiendo.

Y me miro las manos, que quieren tocarte, y me parecen obsoletas, porque hace tanto que no te acarician”.


John Berger “De A para X”

15 comentarios:

Reyes Uve dijo...

Mira , que no tengo el cuerpo para tales linduras.
Jajaja.
Bellísimo .
Besito .

Musaraña dijo...

Las manos y sus dedos.....una prolongación de los pensamientos, de los deseos...

NáN dijo...

John Berger ha sabido rehacer el camino desde los conocimientos profundos y sutiles hasta su simplicad inicial.
Con cada libro suyo sabes que al final has cambiado la manera de fijarte en lo que te rodea y está ahí.
Este que presentas no lo había leído.

Gracias

VERONICA LEONETTI dijo...

Es que lo que parece más simple suele ser lo más importante, y lo más desapercibido también.

Lena dijo...

Historias de manos y de lenguas.

Qué bella la foto, Isabel!

Un beso!

Gemma dijo...

Literatura a manos llenas. ;-)
Un abrazo

iliamehoy dijo...

Hermosos dedos enhiestos, que prolongan los deseos nacidos dentro.
Un maravilloso punto de encuentro.
Una sonrisa

carmen dijo...

Manos que no daís , ¿qué esperaís?

Y es que la generosidad busca las manos para encontrar otras manos: las tuyas...
Un saludo, Isabel

Miguel Baquero dijo...

Muy bonito. ¿Te puedo contar un secreto? A mí no me gusta nada mirarme las manos. Absolutamente nada. Debe de ser que me da por pensar en cosas como esas, en las cosas que podría estar haciendo en esos momentos

Isabel dijo...

Es verdad, Reyes, que ha veces no se tiene cuerpo, pero es cuando más me impongo recuperar la belleza, para seguir teniendo referencias positivas.
Muakaaa.

¡Qué guapa interpretación, Musaraña!

Sí, NáN, es la poesía de lo más sencillo y se agradece.

Tú lo has dicho muy bien, Vero, como siempre.

Gracias, Lena, besos también.

Gemma, a manos llenas, !¡qué bien lo dices!
Otro abrazo agradecido.

iliamehoy, has añadido dos hermosas palabras que completan la imagen.
Yo también sonrío.

Carmen, las mías están abiertas para crecer...
Besos.

Miguel, un secreto imaginativo. Gracias por compartirlo.

emege-e dijo...

ESAS MANOS.-
Con la perseverancia de la semilla/las manos entretejen las palabras/y soportan el peso de las cosas/
Quisiera descansar entre mis manos ahora/la cabeza inclinándola en su sosiego cóncavo/muy lejos de la pluma y el teclado/
Mis manos arrastran fatiga y desasosiego/de mi cansado cuerpo/texturas, impactos, roces,heridas, caricias/un abrazo imperceptible en el vacio cuerpo/Manos viajeras en los pasos del tiempo/Las manos reconocen la madera del roble/arenas muy antiguas,el verdor de los juncos/abre las cartas, se abanican sin descanso/Alisan asperezas, doblan colchas/trenzan lazos, escriben poesías/se vuelven rojas, pálidas y frías/sudorosas y tiemblan cuando acarician/Y sostienen la copa de vino amargo/Que a veces les brindan.

Con todo mi cariño.

Isabel dijo...

emege-e, ¡qué bonito!
¿Es tuyo?

Me encanta.

Gracias y besos.

Anónimo dijo...

Precioso.
¡¡Vaya simbiosis que habéis hecho mis dos "literatas de cabecera":
Isa-Eli!!
Yo lo sé que siempre estaré en preescolar.Uva.

arbre violet dijo...

Manos, creadoras y transformadoras de una de las tantas acciones que mueven al mundo. Lo colorean, lo visten con su ropaje natural, con su intensidad de sentir ya no sólo con el pensamiento, algo tal vez debido, permirido como raíz indispensable. Indescriptiblemente sencillo y en su rasgo perfecto en volados de luz.

Me gustan los hilos de tus palabras Isabel. Siga así.

Un saludo cordial

AGB

Isabel dijo...

AGB, gracias por seguir mis hilos y bienvenida.

Besos