jueves, 14 de octubre de 2010

163. Deshacer el equipaje

¿Es volver a la normalidad? ¿Qué has traído contigo que no llevabas? Lo realmente importante son las imágenes guardadas.


Has visto muchas piedras, vestigios de otras épocas, piedras que lo guardan todo: esplendor y decadencia. Y naturaleza. ¿Con qué te quedas?


31 comentarios:

enric batiste dijo...

Nos vamos y volvemos de continuo
y nunca somos esos que se van
y vienen tan cargados de equipaje
o vuelven de vacío bien colmado
en fibras y costuras que han quedado
impresas para siempre en la memoria
de viaje en ese viaje de la vida...

Un beso bienvenido a tu vuelta

MGJuárez dijo...

¡Ah! Deliciosas fotos las impresas en la retina. Nos vamos con lo puesto, pero siempre se regresa con algo más, una vivencia, una experiencia, como se quiera decir. Son nuevas huellas en el rostro, en la sonrisa que se emite en el recuerdo de los proyectos antiguos que languidecen y en los nuevos que bullen nada mas deshaciendo el equipaje.
Y esas fotos, esos bosques, esas piedras, ese otro tiempo ¿pensaste en todos los que pasaron antes que tú? Yo siempre pienso cosas así... quien lloró, rió, amó o simplemente se dedicaba a contemplar el paso de los días.

Un fuerte abrazo,
Montse.

Lara dijo...

Estas preguntas que a veces haces y que se quedan ahí, como entre los árboles...

Un abrazo fuerte.

Paloma Corrales dijo...

Yo creo que es el "poso" el que decide quedarse y para ello no es posible aislar las imágenes, éstas van acompañadas de todo lo que rodea al instante, con esa información la memoria selecciona.

Un beso.

Elvira dijo...

¡Menudas fotos!!! Buenísimas. Sobre todo la segunda y tercera. Y la pregunta tiene miga. Creo que yo me quedo con la naturaleza... pero con una casa bien cómoda, claro. :-)

Un beso

Musaraña dijo...

Unas fotos buenisimas! Aunque yo creo que las mejores imágenes, las más valiosas no son las guardadas, sino las vividas.

Un beso

José Luis Ríos dijo...

Creo que me quedaré con la naturaleza, nunca defrauda.

carmen dijo...

Las piedras también tuvieron vida vivida, y la siguen teniendo. Son piedras que guardan las voces entre lo que es más que materia...
Volver a la normalidad, deshacer el equipage y saber que el de dentro está más lleno
Un abrazo!

giovanni dijo...

Hablas de tu mamá? Qué ha traído ella, y tú y yo cuando el momento llegue, que ya no llevábamos?

Cuales son las imágenes guardadas? Sobre todo las de la juventud? Y cuales de la madurez y viejez?

Tal vez hayas querido decir otra cosa, pero así lo veo yo. O mejor dicho: esos son algunas de las preguntas que me hago de vez en cuando. (Mi mamá murió poco después de nacer mi hija.)

Un abrazo

Isabel dijo...

enric, qué bien describes tú ese viaje interior que hacemos con lo nuevo que aprendemos.
Besos de llegada.

Montse, pienso en lo bien que se conservan las piedras, en la mano de obra que las tuvo que elevar para que otros vivieran como lo que eran o pretendian ser. Es cuando me quedo con la naturaleza.
Besos.

Lara, un árbol de preguntas, ¡qué bonito!
Otro abrazo para ti.

Paloma, yo tengo la mania de clasificar las fotos por lugares que archivo en carpetas, pero es verdad que al cabo del tiempo ese poso al que te refieres se instala en muestro recuerdos para, como en una sinestesia, aflorar con una imagen, un olor a tierra mojada...
Otro beso.

Elvira, quise reflejar la rapidez del viaje con la primera foto, al menos los míos son así, y a veces queremos aprovecharlos tanto que pasan así de veloces.
Suerte de la memoria y los instantes recogidos para luego construir desde la distancia esas vivencias.
Besos.

Musaraña, si las vives yo creo que también las recuerdas, aunque quizas lo que me quieres decir es que hay muchas formas de viajar, en eso estoy de acuerdo contigo.
Besos

José Luis, ni defrauda, ni es estática, siempre nos muestra algo nuevo.

carmen, llevas razón, algunas están cargadas de energía y de historia.
Otro abrazo.

giovanni, me gusta tu punto de vista, son también recuerdos e instantáneas de todo lo vivido, al final de la vida lo que cuenta es el camino recorrido.
Las preguntas que hago son más puntuales y me gusta al volver de algún sitio hacérmelas, y en este caso hacéroslas porque vuestras opiniones son importantes para mí.
Otro abrazo.

Luna dijo...

La primera foto ¿ Es en movimiento?
Me gusta hacer ese tipo de foto, cuando no soy yo la que voy conduciendo.
La segunda es de una ciudad que conozco mucho. Por lo menos, voy dos veces a comer, a pasear por sus calles y sobre todo, oír algún concierto, en un jardín precioso que hay dentro del museo.

Antes elegía con la cabeza y se me quedó muy gorda y pesada de pensar con que quedarme

Ahora no. Ahora siempre elige mi corazón. Las imágenes, personas o espacios que se quedan grabados, son las que me valen.

Besos

Bel M. dijo...

No sé si es posible quedarse con algo, o es la memoria inconsciente la que va guardar y reconstruir las imágenes que elija pero, en cualquier caso, las fotos son preciosas.
Un abrazo.

Lucía dijo...

Si el equipaje vuelve tal y como fue, entonces, quizá no mereció la pena el viaje.

Besos

Miguel Baquero dijo...

Es díficil la pregunta, llevo un rato pensando. Yo creo que los mejores monumentos son aquellos que se integran en el paisaje con naturalidad, que por una rara magia parece que nacieron para estar allí. Monumentos alrededor de los cuales se mueve, o se movió, la vida, y que es lo que les da valor. Hay otros que nacen postizos, fríos y muertos, pero tampoco me preguntes por qué.

Isabel dijo...

Luna, eso quería representar con es esta primera foto: ese movimiento que es la vida, pero a más revoluciones que es el viaje o el ansia de conocer más sitios, ver más tierra o lugares donde otras personas han habitado.
Yo también me quedo con Segovia, me gustaría estar más cerca y pasear más a menudo por ella, sentarme en un escalón de la plaza de Azoguejo -me encanta el nombre- para contemplar ese azogue o inquietud del ir y venir de la gente al circular.
Es bueno elegir con el corazón, es lo que perdura.
Más besos para ti.

Bel M, puede que con el tiempo se compriman los recuerdos, pero algo queda o eso quiero creer. Gracias, se lo diré al fotógrafo.
Otro abrazo para ti.

Lucía, llevas razón, para eso mejor quedarse en casita.
Más besos.

Miguel, qué sabia respuesta. Gracias por tus pensamientos y besos.

Fàtima T. dijo...

Intento retener la emoción, aunque a veces sea ella la que me toma y no me suelta.

Besos.

Pablo Gonz dijo...

Leí por ahí que el verdadero viaje comienza al regresar del viaje. Con ojos renovados vemos lo nuestro y nos parece en parte ajeno.
Un cordial saludo,
PABLO GONZ

Eastriver dijo...

Esto es Segovia... tengo ganas de conocer el acueducto. Bonitas fotos ¿con efecto lomo?. Saludos.

NáN dijo...

Si me voy, es para volver y disfrutar de hacerlo.

Isabel Romana dijo...

Suelo quedarme con la emoción que he experimentado en cada sitio. Las fotografías ayudan luego a aproximarse a ellas... Besos.

francisco dijo...

De mi Camino este año he traído momentos con personas. También paisajes, iglesias, bosques, ríos, campos, frutos. Pero comer juntos, cantar juntos, madrugar juntos ha sido lo mejor. Lo que no tienes cuando empiezas el camino es confianza. Has olvidado que es posible desnudarse en la convivencia diaria con personas que apenas conocías. Y volver es...un poco pinchar la burbuja. Pero también conservar la alegría de que siendo posible otra forma de andar por ahí con los demás, y que el camino te depara encuentros que son como faros, guías, ejemplos.

emege-e dijo...

Amiga, me haces difícil la elección, por supuesto que la Madre Naturaleza, y más importante que el viaje es lo que queda en el espiritu.En cuanto a deshacer el equipaje, se me hace muy cuesta arriba...
Besitos

Ofelia dijo...

Con todo lo que me ha hecho vibrar de algún modo. El costurero es grande.
Besos viajeros*

Isabel dijo...

Fátima, qué buena definición.
Besos

Pablo, al regresar ya está dispuesto para archivarlo, mientras sucede estamos viviéndolo, pero es verdad que experimentamos a veces esa especie de extrañeza.
Saludos y bienvenido.

Eastriver, no te defraudará, no sé que es el efecto lomo, quizás lo dices porque está tomada desde el punto más bajo de la plaza, el fotografo buscaba en la luz el color del cielo. También te saludo.

NáN, ya sé que disfrutas volviendo y eso también es bueno.

Isabel, eso quería decir con estas, aunque es difícil recoger la emoción.
Un abrazo.

francisco, es genial poder compartir el viaje, nosotros solemos hacerlo a veces, se experimenta de otra manera.
Gracias por tu opinión y bienvenido.

emege, mejor no deshacerlo ¿no?
Besos de buen viaje.

Ofelia, gracias y un fuerte abrazo.

இலை Bohemia இலை dijo...

Me quedo con la experiencia, con las sensaciones, con lo que vi que se convierte en recuerdos, recuerdos que es revivir esos viajes...

Manuel dijo...

Piedras que contienen muchos secretos encerrados dentro de sí...

Aquí me quedaré... dijo...

Pues si que tarda usted en deshacer el equipaje. El primer coemtario data del día 14 y hoy es 21.
jeje

Isabel dijo...

Bohemia y Manuel, gracias por compartir vuestros viajes.

Aquí, soy más bien lenta.

Besos a todos

VERONICA LEONETTI dijo...

A mi me cuesta volver a la normalidad/realidad. Será por eso que tardo un mes (mínimo) en deshacer la maleta?

Gemma dijo...

Comparto tu elección: entre vida y conocimiento, vida siempre.
Besos

Isabel dijo...

Me alegro, Gemma, compartir es hermoso.

Besos