sábado, 10 de noviembre de 2012

273. Recuento

Parece que no leo, pero sí, leo todo lo que puedo. Cuando me empleo a fondo es en verano y como en tiempos de crisis hay que aprovecharlo todo; allá por junio saqué de las estanterías casi todo lo que no había leído, y aún me queda bastante. Porque es mejor no dejar nada por leer, sería un despilfarro y una desnutrición.
Podría agruparlos: historias de guerra sobre experiencias vividas; citaré alguno que otro.  Me gustó especialmente “Una mujer en Berlín” y “Mil soles espléndidos”.
O sobre el surrealismo desde dos personas distintas: Leonora Carrington a la que le da vida Elena Poniatowska, recordaba con placer otro libro suyo: La piel del cielo, que está basada en gran parte en la vida de su difunto marido el astrónomo mexicano Guillermo Haro. Y otro libro con el que lo he pasado muy bien: “Mi último suspiro”, una memorias de Luis Buñuel. Decía un amigo suyo, Michel Piccoli, que con Buñuel acabó el surrealismo. Sin comentarios.
Sigo con autores conocidos que siempre es un placer leerlos, no me extiendo en títulos por no daros la lata, sólo hago recuento: Joseph Conrad, Jane Austen, Truman Capote, Ian Mc Ewan, de algunos he vuelto a ver las pelis versionadas. Como con Javier Cercas, más nuestro.
Vuelvo atrás en el tiempo de lectura para nombrar “El antropólogo inocente”, otro autor, Nigel barley, que narra con humor y eso me gusta. Como el contemporáneo Mark Oliver Everet que en su especie de biografía “Cosas que los nietos deberían saber” es capaz, después de todo lo acontecido en su vida (no tiene nietos), de dejarte un buen sabor de boca y mucha música. 
No sé si se me escapa alguno, seguro que sí. ¡Ah! Una novedad, mi incursión en la novela gráfica, no fue una vuelta atrás a los tebeos de mi niñez; nada que ver, excepto el enganche que supone y el divertimento según el tema que trate.
¿Qué tengo entre manos? Dos es lo mínimo: “Palabras que usan las mujeres” y “El olvido que seremos” Y teatro, que empiezo con fuerza mis clases.

19 comentarios:

Freia dijo...

¡Qué placer venir a su casa para aprender palabras y la sabiduría de los libros!
En una época particularmente parca en libros, para mi desazón, su relación, cosida con primor, vívida y vivida me sugiere y me anima.

Gracias por compartir experiencias y saberes, costurera querida. Un abrazo muy fuerte.

Pilar Vidal Clavería dijo...

Después de Cometas en el cielo, también me impacto profundamente Mil soles espléndidos, gracias por recordármela.

Un abrazo Isabel

Eastriver dijo...

Varios me han llamado la atención. El de Buñuel especialmente...

Maria Dolors dijo...

Comparto tu afición a la lectura,
Mil soles espléndidos, me pareció precioso, Néctar en un tamiz de
Kamala Markandaya, una pasada,
me encantó Al Este de las montañas
de David Guterson, y ahora estoy leyendo Los hilos del corazón de Carole Martinez que de momento me está gustando.Leer es mi
debilidad, ir a una libreria
y antes de comprar recorrer las
estanterias es una tentación.
W.Somerset Maugham decia :
la lectura no da la hombre sabiduria, le da conocimientos.

Un abrazo Isabel.

Elvira dijo...

Me dais envidia los lectores. Por circunstancias particulares me cuesta mucho leer ahora y lo hago muy poco.

Besos

virgi dijo...

Mil soles espléndidos, un libro precioso y espléndido, sí, el de L. Carrington...¡qué mujer!
El de los nietos tiene un título muy apetecible.
Lo que más me atrae son los cómics que nombras, fui coleccionista largo tiempo y ahora, de tiempo en tiempo, los extraño.
Un abrazo, me gustó el montaje, pero el del medio, abajo, no logro ver cuál es.
Pues otro abrazo

NáN dijo...

Hace tiempo leí en una entrevista a Cortázar, que decía que hay que "diferenciar entre los que leen para vivir y los que viven para leer". Y no lo entendí bien. Ahora se lo he leído en un libro y sí lo he entendido: primero está el extremos de la juventud y después el extremo de la cierta edad.

En todo caso, leer es sostener las mejores conversaciones posibles.

¡buen año teatral!

Darío dijo...

Hay que leer, leer, leer, hasta estallar.

Isabel dijo...

Freia, que me pongo colorá; yo leo porque me gusta y a ver si aprendo a escribir con la melodía que usted lo hace. Me cuesta tanto hacer una reseña que los he puesto aquí a rebujón. Pero eso sí animar... si pudiéramos hablar la animaría aún más porque la comprendo; la lectura va por rachas y a veces es imposible concentrarse.
Gracias y un montón de besos.

Pilar, Cometas no la leí, vi la peli y como no me gusta leer el libro después, cogí este último, seguro que el libro sería mejor, como suele pasar.
Otro gran abrazo para ti.

Eastriver, el de Buñuel a mí me ha sorprendido y divertido mucho, y te ayuda a comprender su obra porque yo en algunas pelis me he quedado a medias. Además sus vivencias unidas a la de tantos otros dibuja realidades interesantes.
Besos.

Maria Dolors, qué bien que me cuentes las tuyas, tomo nota para la lista nueva, que no veas cómo va. A mí me pasaba que me iba con todos apuntados a la librería y casi nunca salía con los mismos libros, bien porque no los tenían o porque otros me llamaban desde los estantes.
Gran abrazo para ti.

Isabel dijo...

Elvira, no decaigas, seguro vendrán tiempos mejores para la lectura, suele pasar. Sin embargo adivino el placer que experimentas con tu mirada por lo todo lo que nos ofreces en tu blog.
Muchos besos.

Virgi, no encontré una portada más clara del que me preguntas, así que aprovecho para aclarar que su título es “Píldoras azules” y Frederik Peeters, su autor, cuenta con mucha ternura cómo se inicia y desarrolla la relación entre él y Cati, una chica seropositiva. Es también una reflexión sobre los sentimientos y más cosas.
A mí me llama mucho la atención, sobre todo en el autor de los otros dos, cómo enfoca la vida, los dibujos, y, también, el sentido del humor. El único problema es que son caros, yo me aprovecho de los muchos que tiene mi hijo, todo hay que decirlo, jeje...
Muchos besos.

NáN, también se dice con la comida lo mismo, para mí es parecida necesidad, siempre en un término medio para no empacharse, y en mi caso, que yo recuerde, siempre he tenido la misma.
No tuve siempre libros, pero sí amigas que me los prestaban si no tenía una biblioteca a mano. Y sí, conversas en un soliloquio primero con el autor y luego, como es mi caso, cuando me gusta mucho un libro lo regalo a quien sé que va a seguir la conversación. Hubo un tiempo que hacía algunas reseñas para una revista de literatura en internet, pero nunca como las que tú haces.
Gracias por tus buenos deseos, del teatro también me gusta más el recorrido del aprendizaje que luego los nervios que paso en la representación.
Un abrazo.

Darío, pero que el explotío no sea grande para que se nos quede algo dentro, ¿no?

Isabel Barceló Chico dijo...

Enhorabuena por disfrutar de todas esas lecturas. Y las que te esperan... Mi favorita es Jane Austen, de la que nunca se deja de aprender. Besos, querida amiba.

Lara dijo...

Qué gustazo de lecturas.
Y esa ternura de Píldoras azules, qué me dices... Las novelas gráficas son algo distinto, un poco libro pero a la vez con ese nerviosismo de cuando éramos pequeños y leíamos cómics. Yo acabo de terminar Fun Home: muy, muy recomendable.
Besos y que sigas leyendo con esa alegría.

Índigo dijo...

Querida Isabel... hoy te he leído, en diagonal. Ver la imagen del libro de Buñuel y del revés me ha transportado a una de las cajas de mis muchas mudanzas. Una de esas cajas que, después de casi 15 años, he abierto, por fin. Y allí en esa caja estaba Mi último suspiro... de Buñuel, editado por Plaza y Janés en 1982. Es un libro ya viejo, que leí en su tiempo y cuyos subrayados con lápiz ahora releo y en el que me reencuentro, después de tanto tiempo. Disculpa si hoy sólo te hablo de mí y de lo que tus lecturas ha evocado en mí. Un abrazo grande y añil.

Isabel dijo...

Isabel, estoy de acuerdo contigo, Austen transmite muchas cosas, pero tú no te quedas atrás.
Gracias y besos.

Lara, cuánto me alegra tu visita, voy a buscar ese título. Espero y deseo que estéis muy, muy bien.
Gracias y muchos besos y besitos.

Índigo,no sólo estás disculpada, me ha dado alegría lo que me cuentas y haberte recordado ese libro. Otro abrazo para ti

Marta dijo...

U mm! Me encanta leer! Siempre tengo algo entre manos y lo mismo me da si es narrativa, fantasía, novela negra...
Si me engancha, me engancha!!
Jejeje


Venía a agradecerte tus buenos deseos mientras he estado enferma. Gracias a Dios ya me encuentro mejor y hoy me han sao el alta.
Ñlos mensajes de apoyo han sido muy importantes para mí por eso no puedo dejar de agradecértelo.
Un beso!

Isabel dijo...

Marta, me alegra tu mejoría.

Besitos.

LA ZARZAMORA dijo...

Ese de las "Palabras que usan las mujeres" me lo apunto.

Un beso, Isabel.

Ruben Trinidad dijo...

Bastante culto , muy bien por usted.

Isabel dijo...

Zarzamora, que no nos falten las palabras.
Más besos.

Ruben, bienvenido, prefiero el tuteo y la igualdad.
Muchas gracias por tu opinión.
Saludos.