domingo, 21 de agosto de 2011

211. Libros

Algunos libros no precisan explicación, ni reseñas. Cuando lo has terminado de leer solo te interesa fijar aquel párrafo o aquella frase que condensa, que impresiona, que te dice la intención del autor, que te hace recordar en el tiempo aquel relámpago primario para completarlo en una relectura.

La lucha había durado cinco días. Cayeron en una emboscada y les rodearon los tanques. Derby describió la increíble tormenta artificial que los terráqueos son capaces de crear, a veces, para que otros terráqueos vivan mejor cuando en realidad no quieren que esos continúen viviendo sobre la tierra”.

Kurt Vonnegut, “Matadero cinco”

Nadie hacía caso de los aviones italianos y alemanes que sobrevolaban tranquilamente la ciudad. Habían acabado acostumbrándose a ellos. De pronto, uno de ellos se separó de los demás y se lanzó en picado sobre la muchedumbre...

Presas del pánico, algunas mujeres soltaban a sus hijos como si fueran molestos paquetes y salían huyendo. Otras los estrechaban contra su cuerpo con tanta fuerza que parecían querer meterlos de nuevo en su seno, como si ese fuera el único refugio seguro”.

Irène Némirovsky, “Suite francesa”

La prensa diaria habla de todo menos del día a día. La prensa me aburre, no me enseña nada; lo que cuenta no me concierne, no me interroga y ya no responde a las preguntas que formulo o que querría formular.

Lo que realmente ocurre, lo que vivimos, lo demás, todo lo demás, ¿dónde está? Lo que ocurre cada día y vuelve cada día, lo trivial, lo cotidiano, lo evidente, lo común, lo ordinario, lo infraordinario, el ruido de fondo, lo habitual, ¿cómo dar cuenta de ello, cómo interrogarlo, cómo describirlo?”.

Georges Perec, “Lo infraordinario”



29 comentarios:

Isabel Martínez Barquero dijo...

Impagable esa última cita de Perec.
Observo que también eres aficionada a subrayar los libros, una costumbre muy común en los que los amamos.
Un beso veraniego, demasiado veraniego y acalorado.

Cabopá dijo...

Las tres citas son muy buenas... La lectura de Suite francesa, es de esas lecturas, esos libros que no se olvidan.
Con repecto a lo que dice Perec, hoy precisamente me he dado cuenta, desde hace algún tiempo sólo leo títulares, si me interesa leo el contenido...
Me encanta guardar frases y sobre todo señalar párrafos.
Besicos salados.

Freia dijo...

No conocía ninguno de los tres libros. Menos mal que puedo desasnarme literariamente gracias a mis queridos literatos de la blogosfera.
Me ha impactado el párrafo de la Suite francesa. Con un título tan bachiano debería salir a compraron ya.

Un abrazo fuerte, costurera. Y gracias.

Freia dijo...

Comprarlo, comprarlo. Dichoso corrector...

Susana Camps dijo...

Muy buenas las tres citas que cuelgas. Me gusta especialmente Némirovsky, con sus imágenes tan vivas y descarnadas. Es un acierto esto de ofrecer citas o textos en verano, como hace Jesus Esnaola, así mantenemos la antena despierta. Besos.

Mar dijo...

Tienes razón Isabel. Algunos libros no precisan nai explicación ni reseña para ser recomendados. Cualquier párrafo en ellos, una frase suya son excelente carta de presentación. Es curioso estaba preparando una entrada en mi blog sobre lo último que he leído y que quiero recomendar, "Lágrimas en la lluvia" de Rosa Montero y, entonces, leí esto tuyo. Sí, dejaré alguno de esos párrafos o frases que he subrayadao. Gracias por esta entrada tan instructiva y suferente. No he leído estas novelas. Me habían recomendado la novela de Némirovsky y, la verdad, la cita es muy potente y deja con ganas de leer más. Tendré que leerla.
Un abrazo

Sue dijo...

Me quedo con el último porque además estoy de acuerdo al 100%.
La prensa no informa, dogmatiza y crea conflictos e idearios. La prensa manipula las mentes.
Yo hace años que no leo los periódicos, bueno, ahora leo el 15News.

Yo también subrayo mucho, aunque ahora ya he aprendido a hacerlo con lápiz, que con boli, dicen, que es de mala educación.

Me han gustado tus citas y tus libros. Me los apunto.

Sue dijo...

Quise decir el 15MNews, el periódico del 15M, of course.

marce dijo...

Yo te dejo otra sobre la fotografía:

Si el fotógrafo se hiciese un autorretrato obtendría probablemente una imagen poco o nada estática. En una actitud de acecho, inclinado hacia adelante o semiarrodillado con la cámara en la mano y la mirada clavada en ese espectáculo incesante del mundo que está queriendo atrapar, con la certeza de que instantes después de querer inmortalizarla, el segundo siguiente es otro retrato.

Saludos.

Myriam dijo...

¡mmm La Suite Francesa, que gran libro y que historia la de la escritora con su deplorable final!

El párrafo que marcaste señala lo detallista que era ella a la hora de retratar las actitudes de las personas, con pocas palabras. Así como lo era a la hora de diseñar los caracteres.

Los otros dos escritores no los conozco. Gracias por traerlos. Quizás algún día, cuando baje mi pila de libros pendientes de lectura, pueda conocerlos...

Besos

La Zarzamora dijo...

Sólo leí el de Némirovsky, pero el de Perec debe de estar bien.
Es cierto que ciertos libros no precisan de explicación.
Con el tiempo suelo olvidar nombres y lugares, y por eso también retengo algún pasaje que sintetice la emoción y sensibilidad presentes.
Besos, Isabel.

alp dijo...

No conocía ninguno...ya he visto hoy algo nuevo...me lo apunto...un saludo desde murcia...seguimos...chao..

Elvira dijo...

Me ha impresionado especialmente la segunda cita. Y me siento identificada con lo que dice la tercera. Muy buenas.

Besos soplaos (para no darte calor)

La sonrisa de Hiperión dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos!

Elèna Casero dijo...

No tienen desperdicio ninguna de las tres citas. La última jamás pasará de moda. Es actual, completamente.

Buenas, buenas lecturas

Un abrazo

Josep Vilaplana dijo...

Recien llegado de otro sitio,igual a todos pero distinto, me he dado un lento paseo por tus palabras. Un enorme placer.
Las citas precisas; de Perec qué decir...

Un abrazo de alta montaña.

Pd. Ajustada a mucha razón la cita fotográfica de Marce.

Lara dijo...

Mmm!
Envidia de lecturas veraniegas!
Fuerte abrazo!

Isabel dijo...

Isabel, en realidad no subrayo, lo hice una vez pero al volver a leerlo me evitó una nueva impresión sobre lo leído. Y es que ellos no cambian, pero nuestra mirada sí. Lo que si hago es apuntar en una hoja aparte la página y algunas palabras que identifiquen lo que me ha gustado.
Coincido contigo en la cita de Perec.
Un abrazo.

Cabopá, lo que más me gusta de Suite francesa es que retrata muy bien la condición humana en la situación que envuelve la novela.
Veos que coincidimos en los párrafos.
Besos.

Freia, me alegro de que te gusten. Lo que comentaba anterirmente es evidente en estos extremos, y no hace falta que haya una guerra, esa forma de responder la vemos también a veces.
Un fuerte abrazo.

Susana, si me gusta el verano es porque con este calor del sur el encierro es productivo y los días son largos y, como también me he liado recuperando las páginas de una novelita empezada en el 2004, ya ves lo que produzco, jejeje,
cuando no me gusta lo que escribo, para no tirarlo me pongo a leer para aprender. Más besos para ti.

Mar, creo te gustará a pesar del tema. Es curioso que mis lecturas de este verano sean sobre guerras, no lo he hecho adrede. Hay veces que un libro lleva a otro como ha sido el caso de Kurt Vonnegut. De un libro suyo de cuentos "Mire al pajarito" me dieron más ganas de leerlo por su forma de contar. Y no me ha defraudado. Espero que te guste Irène Némirovsky.
Otro abrazo para ti.

Sue, la cita es del principio y luego pasa a describir todo aquello que cree importante como defiende, pero claro, para él.
Ninguno de los tres tiene la estructura clásica de novela al uso, quizás es lo que más me gusta.
Gracias y besos.

Isabel dijo...

marce, tu cita es muy real porque quizás el fotógrafo, en ese afán de atrapar el mundo, no responda al estatismo de la naturaleza en el instante mismo.
Gracias por aportar otra mirada.

Myrian, totalmente de acuerdo. ¡Hay tanto por leer! La mía no baja y ayer mismo en otra librería dando una vuelta cargué con más y lo curioso, como siempre me pasa, no había ninguno de la lista que llevaba. Algún día la completaremos.
Besos.

Zarzamora, si te gustan las descripciones, te gustará. Me alegra coincidir contigo.
Besos.

alp, gracias por tu interés y por tu visita.
Chao.

Elvira, nos ha pasado a casi todas, es fuerte, pero tan real.
Más besos para ti.

sonrisa de Hiperión, muchas gracias, y vuelve siempre que quieras.
Saludos.

Isabel dijo...

Elena, me alegra tu vuelta y volverte a leer. Eso intento.
Besos.

Josep, el placer es mío, ¡qué educado me ha salido!
Espero haya tomado nota marce.
Otro abrazo desde la vega del sur y gracias por pasar.

Lara, te comprendo, pero ahora estarás comprobando que hay etapas. Lo bueno es que crecen rápido, aunque en el transcurrir diario no lo parezca. Mirar con perspectiva y tener algo más de tiempo, no es una suerte, son años, jeje...
Un fuerte abrazos y besos a Vera.

Lucía dijo...

Yo suelo copiar los párrafos que me impresionan de las novelas. Eso sí, sin hacer ninguna señal en los libros.

Buenos fragmentos.

Besos

Anónimo dijo...

Leo tus citas. Duro. Con la de Perec, en "Lo infraordinario", tan de acuerdo que soy yo misma diciendo eso.
"Quiero leer esos libros",me digo. Veremos. UVA.

Isabel dijo...

Lucía, a mí tambien me da pena señalarlos, sobre todo con boli, por y también porque así vuelvo a ellos, los anoto como explico más arriba.
Besos.

Uva, me ha dado ganas de decirle a Lucía cómo leo los libros, y lo caro que te costó esa manía mía.
A Perec le gusta describir, pero me atrevería a decir que no tiene tu arte ni tu gracia.
Un abrazo.

virgi dijo...

Excelentes reseñas. No he leído a Vonnegut, lo tendré en cuenta.
Un abrazo.

NáN dijo...

No solo subrayo, sino que pongo notas en los márgenes. Y subrayo a veces excesivamente (cuando el libro lo merece); y además, en la última página, suelo anotar el número de página donde he subrayado.

Para mí, un libro es la mejor herramienta de crecimiento personal, y como herramienta lo trato.

Como la cita de Matadero cinco ha pasado desapercibida, quizá porque "nosotros" no estamos sometidos "ahora" a esa situación en nuestra vida, quiero decir que es un libro espléndido y necesario.

Besos

Isabel dijo...

Virgi, te lo recomiendo. Yo leí primero un libro de cuentos suyo "Mire al pajarito" y me dejó ten sorprendida que lo busqué nuevamente.
"Matadero cinco", es un libro más duro; es una lectura sobre el drama de la guerra desde otra perspectiva distinta, y eso lo hace gracias a su agudeza, sátira y un cierto sentido del humor.
A mí me gusta la originalidad cuando leo y este escritor lo es.
Un abrazo.

NáN, coincido contigo y me alegra corrobores lo que le digo a virgi.
A mí me ha sorprendido este escritor al que he leído este verano, es de una agudeza tremenda.
Me he quedado pensando en tu definición de "herramienta" y estoy buscando la mía, ya está: para mi un libro es como una estación meteorólogica porque además de hacerme crecer, en eso estoy totalmente de acuerdo contigo, cuando lo reviso me da muchos datos sobre mí que experimento como una sinestesia.
Gracias por pasar y otro abrazo.

Reyes dijo...

Querida Isabel , no suelo subrayar porque leo de la biblioteca pero además con mis libros no lo hago tampoco ; aun así me gustan esas formas de escribir que mientras lees piensas y piensas y piensas sin parar porque el autor te ofrece perlas de este tipo , directamente de su fuente a la del lector , si es empático .
Para mí eso es literatura.
Un beso y gracias por traernos estos textos.

Marta dijo...

Me han encantado tus retales y me apunto a la lista de libros (que ya es bastante larga) estas tres joyas.

Un saludo
http://vivoenunmongui.blogspot.com/

Isabel dijo...

Reyes, para mí también y sobre lo de subrayar, digo más arriba que no me gusta (coincidimos), pero tengo que rectificar. Ayer buscando una información para una novelita, que estoy recuperando de años atrás y encribiendo, tuve la suerte de encontrarme lo que buscaba subrayado y fue un disfrute de ahorro de tiempo.
Gracias a ti por tus palabras y un fuerte abrazo.

Marta, y a mí me encanta que te encanten. Gracias por tu visita y seguro pasaré por tu blog.
Un beso.